Querido 2016

Querido 2016

Dicen que cuando tocas fondo ya solamente puedes ir en una sola dirección…

Y así es…

El año empezó con un viaje a Sierra Nevada. Esquiar de verdad de la buena! Continuó con un mes de Febrero dedicado a formarme mejor y en Marzo… VOILÀ! Un nuevo trabajo, una nueva ciudad, una nueva oportunidad y, de ahí, un suma y sigue…

Almería me ha regalado personas maravillosas que me han ayudado más de lo que ellos se imaginan. Me he mimado y me he permitido más que nunca, he conocido la carita de la pequeña Noa y he querido mucho más a lo míos estando muy lejos de ellos (te quiero mamá, que sé que eres la primera en leer todo). He cumplido el sueño de abrir este pequeño espacio en la web, GRACIAS a todos por la cálida bienvenida. También he aprendido a dejar ir y a recibir.

El 2016 me ha demostrado que la frase “el amor no entiende de distancias” es totalmente cierta. Y lo seguirá siendo. Una prueba de fuego me desveló que mi nivel de inglés no es tan bajo y que sólo tengo que practicarlo [vamos a por ello Thomas! Este es mi año!].

GRACIAS al ángel de la guarda me ha susurrado al oído que hay luz al final del camino. En contra de pensar que es un símbolo de cobardía, he aprendido que alejarse es bueno y, a veces, necesario.

Querido 2016, el mar, el sol y la tranquilidad me ha permitido descansar, relajarme y, sobre todo, SANAR…

2017, estoy deseando tenerte entre mis manos.

Querido 2016
4.6 (92.5%) 8 votes

Marila Barrantes
hola@marilabarrantes.com
No Comments

Post A Comment